Logo Fundación
Iniciar sesión Aflora

Línea de Atención: (+57 1) 220 1610 Ext. 98706

Volver a noticias

Compartir:

11 consejos para emprendedores en 2015

Ene. 18 / 2016

El programa Emprende País de la Fundación Bolívar Davivienda busca potenciar a los emprendedores de alto impacto para que puedan convertirse en grandes empresas, capaces de transformar e impactar positivamente sus entornos por medio de acciones y decisiones asertivas.

Emprende País se especializa en guiar y empoderar a los emprendedores por medio del conocimiento, por eso, en esta ocasión ha reunido 110 valiosos consejos para aquellos líderes que quieren comenzar el 2015 dando pasos certeros:

1. Pensar en grande

Tal vez es importante iniciar un nuevo negocio, pero más aún es hacer que crezca. En esta era en la que el mundo entero se mueve sobre una plataforma digital, será de vital importancia que el director/a de la nueva empresa no pase por alto la creación de assets digitales para la marca, como una página web y cuentas en redes sociales relevantes guiadas por estrategias de posicionamiento SEO.

2. Seleccionar a los mejores

El capital humano es el secreto del éxito, por eso el emprendedor debe rodearse    de colaboradores con mucho talento y capacidad de sumar a la empresa.

3. No hacer lo que todos están haciendo

No hay que temer a pensar distinto o planear acciones fuera de lo tradicional. La innovación es vital para la supervivencia de una organización. Cuando algún proceso no está funcionando, lo ideal es hallar una solución innovadora y atreverse a tomar riesgos para cambiar el rumbo de un negocio.

4. Cualquier ocasión es buena para el networking

Es importante pasar tiempo trabajando, pero también es esencial encontrar tiempo para hacer buenos contactos, especialmente en las primeras etapas. Por eso, es ideal mantenerse alerta sobre eventos interesantes para asistir, hacer conexiones y estar al tanto de las últimas tendencias del sector.

5. Optimizar el tiempo de trabajo

Con tantas distracciones que existen hoy en día, generalmente las horas laborales no alcanzan para cumplir todas las tareas. Por eso, es importante eliminarlas. Hay varias metodologías que pueden ayudar a definir las prioridades de cada día y hacer eficiente el uso del tiempo, una de las más reconocidas es la de Franklin Covey.

6. Entregar para recibir

Hay quienes dicen que para recibir hay que aprender a dar. Por eso un emprendedor siempre debe contemplar la responsabilidad social como parte de su negocio y de su vida. La mejor manera de hacerlo es implementando hábitos en la oficina que ayuden al medio ambiente, o hacer que el negocio apoye una noble causa. Todo esto le creará una buena imagen a la empresa y le abrirá las puertas a nuevos mercados y alianzas para el crecimiento.

7. Primero lo primero

Para comenzar un nuevo negocio, lo más importante es tener en mente un gran objetivo. Todas las mañanas al levantarse se debe recordar esa misión y responder a la pregunta ¿por qué estoy haciendo esto? Así se evita perder el foco del proyecto y se logra la claridad en el camino.

8. Mente positiva

Los pensamientos negativos siempre llevarán a la conformidady el trabajo promedio. Por eso es importante alimentar la mente con mensajes positivos. Ante cualquier fracaso o situación problemática, lo ideal es seguir pensando positivamente y tener confianza en que el talento y la perseverancia abrirán el camino para alcanzar las metas impuestas.

9. Trabajar  24 horas no es trabajar mejor

El cansancio y el desgaste innecesario son grandes enemigos del emprendimiento. Por eso, no se debe trabajar horas extra si no es estrictamente necesario, hay que promover que los colaboradores organicen su tiempo y puedan cumplir con sus pendientes en el horario laboral adecuado. Tener una vida fuera del trabajo vuelve a las personas más eficientes y productivas.

10. Confiar en los demás

Es vital confiar en el quipo de colaboradores y ser flexibles, escuchando propuestas sobre nuevas formas de trabajo que permitan un buen clima laboral. Lo más importante es el cumplimiento de los objetivos de la compañía y para lograrlo, es valioso saber delegar tareas, pero lo es más confiar en que los demás las llevarán a buen término.

11. No hay que estar en todo

Una vez delegadas las tareas, no es necesario que el emprendedor líder esté presente en absolutamente todas las reuniones de trabajo, o que esté al tanto de cada detalle de los diferentes proyectos. El buen líder sabe cuándo dejar que sus colaboradores operen con libertad y autonomía.

Fuentes:

www.soyentrepreneur.com

www.negociosyemprendimiento.org

www.muypymes.com

Nuestros recomendados